• CONCURSO CÓMICS


    Concurso de Infancia Misionera
  • ANIMACIÓN MISIONERA


    Recursos para la animación misionera de niños
  • GESTO


    Revista misionera para niños
  • ANIMACIÓN MISIONERA


    Recursos para la animación misionera de jóvenes
  • SUPERGESTO


    Revista misionera para los jóvenes

lunes, 12 de octubre de 2015

La unidad en la cooperación misionera en el Domund al descubierto

La sede de la Fundación Cajasol acogió la tarde del viernes la mesa redonda titulada Unidad, dentro de la diversidad, en la cooperación misionera’, uno de los actos de la Campaña del DOMUND en Sevilla, que acompañan a la exposición ‘El Domund al descubierto’.

Laura Daniele, periodista de ABC, ha sido la encargada de moderar esta mesa redonda que ha contado con cuatro representantes de distintas instituciones eclesiales que ofrecen ayudas a los distintos proyectos misionales: Pilar Giménez,  de Manos Unidas;  Luis Ventura, de Cáritas España; Antonio Evans de Obras Misionales Pontificias; y Juan Martínez, del Fondo de Nueva Evangelización.
Laura Daniele
Unas palabras del papa Francisco a los jóvenes, en su reciente viaje a Cuba, han servido a Laura Daniele para introducir el tema de la unidad en la diversidad: “Si vos pensás distinto que yo, ¿por qué no vamos a hablar? ¿Por qué siempre nos tiramos la piedra sobre aquello que nos separa, sobre aquello en lo que somos distintos? ¿Por qué no nos damos la mano en aquello que tenemos en común?”. Daniele apuntó que “los misioneros son maestros del diálogo, de la tolerancia y de la paz. En medio de un mundo despistado nos enseñan con su propia vida que un pequeño gesto de misericordia puede cambiar el mundo”.
Recordó  a numerosos misioneros que ha conocido a lo largo de su vida laboral, destacando la figura de la hermana Antonia Valverde, protagonista del cartel del Domund de este año: “Esto no es ninguna publicidad, es la vida real, no hace falta ninguna tecnología para mostrarse como son, para que nos fascinen”.
“Ayudar a la actividad pastoral de otras Iglesias cristianas”
Luis MartínezJuan Martínez es sacerdote y director, desde 2011, de la Oficina del Fondo de Nueva Evangelización de la Conferencia Episcopal Española, una contribución económica que administra la Conferencia Episcopal Española para ayudar a otras comunidades cristianas que sufren necesidad, “ayudar a la actividad pastoral de otras Iglesias cristianas”.
El Fondo de Nueva Evangelización fue creado para ayudar en una serie de cuestiones pastorales que no encontraban financiación: construcción de templos, capillas, salas, equipamiento (“tan vanales y tan necesarias para la Evangelización”), mantenimiento de las casas, ayudas a la formación de seminaristas y sacerdotes, movilidad pastoral…
“El Fondo de Nueva Evangelización se denomina así porque hace realidad la comunión y la solidaridad de la iglesia de España con comunidades de otros lugares. Se fundó en el año 1998, cuando la expresión Nueva Evangelización no era tan conocida”, explica  Juan Martínez.
Los criterios para otorgar las ayudas son la eclesialidad (que sean comunidades cristianas) y que tengan un fin pastoral. “Hay un criterio fundamental- explicó  Martínez-  ayudar en una necesidad pero con fin a la autofinanciación y al  autosostenimiento”. Es la comisión asesora quien estudia los proyectos y los envía al Comité Ejecutivo de la Conferencia Episcopal Española.  El dinero procede de una partida de la Conferencia Episcopal,  del Fondo Común Interdiocesano, “una parte del dinero obtenido por el IRPF”.  Martínez aclaró que “en el último año, se han repartido un poco más de dos millones de euros en 261 proyectos”  de los que un alto porcentaje son las construcciones. Un 40% de las ayudas se han otorgado a proyectos de América Latina.
Por último, el director del Fondo destacó que éste es una iniciativa de la CEE en conexión con la iniciativa misionera española: “Es un signo de fraternidad y comunión tanto para la propia Iglesia, pese a no ser un gran conocido, y hacia fuera, de lo que la Iglesia española hace por evangelizar. La evangelización no depende del dinero,  lo que evangeliza es la obra del Espíritu en las personas.”
“Los misioneros llegan donde no llegan los de Coca-Cola”
Pilar Giménez, maestra de infantil y vPilar Giménezicepresidenta de Manos Unidas Huelva, comenzó su intervención agradeciendo el trabajo de los misioneros: “Manos Unidas no existiría sin ellos. Los misioneros llegan a todos lados”.
Manos Unidas es una ONG de la Iglesia Católica formada por seglares que trabajan por erradicar el hambre en el mundo, que trabaja con proyectos para el desarolllo: “Los proyectos vienen por parte de los misioneros, nos piden lo que realmente les hace falta para desarrollarse”. A las delegaciones llegan los proyectos que se deciden en Madrid: “Cuando llega el proyecto, lo hacemos nuestro. Buscamos los medios para conseguir llevarlos a cabo”.
Un 40% del dinero que recibe Manos Unidas procede de sus socios o donativos privados. “De las entidades oficiales obtenemos poco”, señala Pilar Giménez.
Manos Unidas fomenta la educación en valores y por el desarrollo: “Queremos sensibilizar a los niños y mayores. Hacemos campañas de formación y sensibilidad en los colegios”. Un ejemplo de sensibilización es la iniciativa del ayuno voluntario, que “nos pone en el lugar de que tanta gente que pasa hambre todos los días”.
Protagonismo, provocación y proximidad
Luis Ventura es un cordobés afincado en Málaga, misionero durante nueve años en la Amazonia brasileña, donde nacieron sus tres hijos.  En su adolescencia comenzó a crecer la semilla misionera en un encuentro misionero en Córdoba. “Gracias a muchos misioneros como Antonio Evans, hoy estoy aquí”, señaló Ventura, en referencia a su compañero en la mesa.Luis Ventura
“¿Qué es lo que he aprendido de la misión? El protagonismo, la proximidad y la provocación”. Con estas tres palabras, explicó su experiencia en la misión: “El protagonista de la misión no es el misionero sino el Espíritu y la comunidad que está allí.  Los misioneros son los que protagonizan el valor de la proximidad y la projemidad. La misión es una experiencia que te va provocando, es un ejercicio de descubrir a Dios en la gente, de ir desnudándote de todo”.
El último año de misión le solicitaron ayudar a crear la Cáritas diocesana. En la actualidad, trabaja en Cooperación Internacional de Cáritas Española. “Cáritas es Iglesia, es comunidad que se organiza para servir mejor a aquellos que están pisoteados, están hundidos”. “Cáritas vive la caridad con los de aquí y los de fuera”.  Evans utiliza las mismas palabras para explicar cómo actúa Cáritas: “En cooperación internacional de Cáritas ayudamos a la formación, apoyamos a que las personas tomen protagonismo, a fortalecer a los que están próximos a través de las Cáritas locales. La realidad del mundo nos provoca a cooperar de una manera más cercana  con los demás, a saber dialogar con actores no eclesiales”
De qué me sirven las obras si no tengo fe
Antonio EvansPor último, el sacerdote Antonio Evans, director diocesano de Obras Misionales Pontificas en Córdoba y delegado diocesano de Misiones, explica la misión como encarnación. “Hay que encarnar, para hacerse presente. Es el Espíritu del Señor el que nos da su alma y su corazón para hacer su misión”.
“Si damos bienes y no damos el corazón, estamos corrompiendo”-añade Evans- ¿De qué me sirven las obras si no tengo fe? La clave está en hacerse pequeño, en encarnarse”.
Antonio Evans, puso énfasis en la labor de Obras Misionales Pontificias: “debe educar desde el niño hasta el mayor, debe educar a ser misionero desde pequeño”.

Texto y fotos de Archisevilla