lunes, 30 de septiembre de 2013

El Delegado de Misiones de Sevilla, nuevo Canónigo de la Catedral

  • CANÓNIGOS: "UN OFICIO PARA SERVIR A LA ARCHIDIÓCESIS"

    "Que vuestro oficio sirva para crecer en santidad y para servir a la Archidiócesis". Así se dirigía el arzobispo de Sevilla a los nuevos canónigos de la Catedral que tomaron posesión de sus cargos el pasado sábado 28, entre ellos el Delegado de Misiones de Sevilla P. Eduardo M. Clemens.
    En su discurso, Mons. Asenjo destacó el papel de la Catedral como iglesia madre de la Archidiócesis. Según el arzobispo, la Catedral es la referencia espiritual y litúrgica de todos los templos diocesanos, como un espejo donde mirarse. Asimismo, agradeció al Cabildo Catedral su esfuerzo por conservar y custodiar el que es tercer templo de la cristiandad, y exhortó a aprovechar su patrimonio como motor de evangelización, ya que el arte de la Catedral es "el evangelio de los sencillos".
    Antes del discurso de Mons. Asenjo, el acto jurídico de toma de posesión de las nuevas dignidades así como los nuevos canónigos, presidido por el arzobispo de Sevilla, comenzó con el llamamiento a todos los miembros del Cabildo, tras el cual se incroporaron los nuevos canñonigos a los que se les entregó el nobramiento y pasaron a ocupar sus respectivas sedes en el coro. Renovando una tradición de siglos, tras salir del coro los nuevos canónigos tiraron monedas a los asistentes. El acto finalizó con el referido discurso del arzobispo y el canto de la salve a la Virgen.


    Fuente: Archisevilla