jueves, 19 de diciembre de 2013

Felicitación de la Delegación

Dios salió de sí mismo para venir en medio de nosotros, puso su tienda entre nosotros para traernos su misericordia que salva y dona esperanza. También nosotros, si queremos seguirle y permanecer con Él, no debemos contentarnos con permanecer en el recinto de las noventa y nueve ovejas, debemos «salir», buscar con Él a la oveja perdida, aquella más alejada. Recordad bien: salir de nosotros, como Jesús, como Dios salió de sí mismo en Jesús y Jesús salió de sí mismo por todos nosotros. (Papa Francisco)

En Navidad y Año Nuevo, Muchas Felicidades

Eduardo M. Clemens 

Delegación de Misiones